lunes, 28 de junio de 2010

A este fracaso lo conozco, a Coto también


Muchas veces las discusiones políticas que generamos desde este u otro blog se consolidaron constructivamente y nos dejaron muchas enseñanzas, contradicciones e interrogantes. El hecho que nos dejen algo es desde ya importante, pero quizás pecamos de egoístas y sólo intentamos reafirmar razonamientos preexistentes o ingeniar la chicana más inteligente. Sobre todo en cuestiones que tienen que ver con la política nacional o local en donde el corazón siempre juega y la ideología también. Esta última (la ideología) seguramente no estará exenta del caso que vamos a contarles, pero si de palabras hablamos hay una más importante: la dignidad.

Apurados por almorzar algo, cerca de las tres de la tarde, decidimos ir al supermercado Coto ubicado en la intersección de las calles 3 de febrero y España en la ciudad de Rosario. Nos acercamos al mostrador del bar que se encuentra dentro del lugar, nos atendió una chica de no más de veinticinco años y nos invitó a elegir entre los cuatro menúes que se ofrecían a deshora. Milanesas con papas fritas la elección compartida e inmediatamente nos sentamos en una de las mesas libres.

Al no ser de la partida ningún televisor con partidos del mundial, y teniendo en cuenta que nuestro pedido tenía una demora de casi media hora, nos dedicamos a ver los movimientos de la única empleada del lugar... Si, leyó bien, la única empleada: la que tomaba los pedidos, fritaba las milanesas y las llevaba a la mesa.

Este abuso por parte del empleador nos motivó a preguntarle a la chica cómo era su situación laboral; ella nos explicó que tenía a la compañera enferma hacía una semana y que desde ese momento llevaba las riendas del negocio sola (nunca supimos si la pataleta al hígado del otro día fue por el aceite reutilizado en demasía o por lo que ella nos contaba). Además comentó su agotamiento tras nueve horas de trabajo, finalizando con un "... no doy más, tiraría todo y me iría a mi casa, pero me hace falta el trabajo...".
Obviamente que el desgarramiento de sus gestos agobiados por la injusticia son intransferibles sin una imagen, pero esta cuota de sinsentido (sumado a la ofuscada queja del vecino de mesa por la demora en el pedido) nos hicieron observar otro pequeño fracaso que tenemos como sociedad. La misma frustración que nos genera ver un niño desnutrido, un indigente sin opciones o la aclamación ante una declaración obscena de Ricardo Fort.

Esta diminuta historia de abuso patronal, a la que lamentablemente estamos acostumbrados, terminó con la confesión por parte de la cocinera/barman/cantinera/lavacopas/moza de ella pertenecer a la planta de empleados de supermercados Coto. Es decir, el responsable de esta barbaridad es Coto C.I.C.S.A. (colaboran la Asociación Empleados de Comercio, Unión de Trabajadores Gastronómicos, el Ministerio de Trabajo de la Nación y el de la Provincia de Santa Fe).

Estas palabras serán reenviadas (junto con otros datos) al correo electrónico de la empresa intentando provocar alguna reacción. Quizás entre los que leemos estas líneas y frecuentamos esta zona de Rosario podamos hacer notar la queja ante la situación oprobiosa de la compañera polifuncional. Nunca es tarde para ganarle al fracaso, mucho menos para lograr la dignidad.

Por Coco Alvarez

6 comentarios:

Demian dijo...

Coto Ciudadela ladrones!!! te ponen un precio en gondola y te cobran lo que quieren!!! encima la pobre piba de caja no sabe que decirte. Es la lógica capitalista, nos peleamos entre nosotros

sin dioses dijo...

Demian cuando es así pida con el encargado, le tienen que cobrar siempre el precio menor, ya tuve un par de peleas personales y las gané.

Humano visitante dijo...

Enfrente tarbajan unas chicas en una "casa de tolerancia" (como dicen las viejas)... Esas la pasán peor créo !

:p

Al centro y adentro dijo...

Claro Sin Dioses que son casos diferentes, aunque le reconozco a Demian que muchas veces se incentiva esa pelea entre el empleado y el cliente. Pero este es un caso grave por el hecho de la explotación misma de una chica cumpliendo el trabajo de 4 personas.

Humano... si claro que la deben pasar peor (para que justamente otros la pasen mejor). Es que simplemente me tocó el tema y lo quería expresar.

Saludos a todos

Mariela dijo...

Nunca entendi porque la presidenta estuvo en la inauguracion del coto de Ezeiza.

Viktor dijo...

Coco
Hace muchos años en epoca de Alfonsin y antes tambien los Argentinos (entre los cuales me incluyo)ante los abusos del sindicalismo la chatura de la clase politica (uds los jovenes tal vez no sepan del "trucha" vanrell,de anibal reinaldo,vernet,mazzorin etc etc)empresarios (soso,regunaschietc etc) periodistas,intelectuales ni hablar de las empresas del Estado telefonos pedidos con 10 años ded anticipacion MEGATEL colas para la nafta productos (algunos no todos)berretas en fin un Universo de impresentables soñabamos con ser Japon Yanquilandia hasta !!!!Peru!! (Ay patria mia dame un presidente como !!!Alan Garcia!!!)y Dios se apiado de nosotros y nos mando al!!!!turco!!!!

PD Y me diras que tiene eso que ver con la pobre piba explotada por Coto (y que tal vez si esto trasciende la echen a la mierda por hablar)muy sencillo en esa epoca lo que disparaba todos esos pensamientos Progresistas!! ja ja era si tardaba mucho en traernos un cafe!!!! Uds los jovenes de hoy pagan las cagadas que cometimos los que no nos interiorizabamos de las cosas ,los que teniamos el analisis rapido los que hablabamos a boca de jarro los que deciamos no te metas etc
Como en la historia del Seven Generetionts los hechos de hoy codicionaran las proximas generaciones.
FELICITACIONES POR VALORAR EL TRABAJO DE OTRO!!